Blogia
VALENCIA CLUB DE FUTBOL.blogia.com

Valencia 3 - 0 Brujas

 

 

Mestalla volvió a vivir una de esas inolvidables noches europeas a las que nos tenía acostumbrados. Una noche de fútbol en estado puro en Mestalla. Lo que mejor lo muestra fue el intachable comportamiento de la grada en cada uno de los lances del encuentro y más en la prórroga donde sí seguían quedando energías. El valencianismo llevó en volandas a los suyos hasta superar al Brujas por 3-0, goles de Mata y de Pablo por partida doble, y clasificarse con sufrimiento para los octavos de final de la UEFA Europa League, donde se medirán ante el Werder Bremen. Si el primer gol, el que encarriló la eliminatoria, llegó a los veinte segundos, los de Pablo arribaron en el 97 y en el 114 respectivamente. Durante los restantes minutos se presenció un duelo de alto voltaje en el que faltó efectividad a tenor del rosario de ocasiones blanquinegras. Lucha extrema del equipo que valió la pena pues ya estamos en octavos.

Complicado explicar con palabras cada una de las sensaciones que se han vivido esta noche de fútbol en estado puro en el Camp de Mestalla. Lo que mejor lo muestra fue el intachable comportamiento de la grada en cada uno de los lances del encuentro y más en la prórroga donde sí seguían quedando energías. El valencianismo llevó en volandas a los suyos hasta superar al Brujas por 3-0, goles de Mata y dos de Pablo, y clasificarse con sufrimiento para los octavos de final de la UEFA Europa League, donde se medirán ante el Werder Bremen. Si el primer gol, el que encarriló la eliminatoria, llegó a los veinte segundos, los de Pablo arribaron en el 97 y en el 114 respectivamente. Durante los restantes minutos se presenció un duelo de alto voltaje en el que faltó efectividad a tenor del rosario de ocasiones blanquinegras. Lucha extrema del equipo que valió la pena pues ya estamos en octavos.

El Valencia quería plasmar desde el inicio su supremacía y clase sobre el terreno de juego de Mestalla. Y lo hizo. Fue el inicio soñado. Los de Emery comenzaron con seguridad y confianza, y mucho más después de que Juan Mata marcara antes de cumplirse el primer minuto de juego, a los veinte segundos. El tempranero y ansiado tanto llegó tras un centro de Miguel y el fallo en cadena de la defensa rival, el ariete controló sin problemas y mandó el esférico pegado al palo derecho. La eliminatoria estaba encaminada y el equipo iba a por el segundo. El área belga concentraba toda la actividad y las ocasiones se multiplicaban ante Stijnen. El Brujas lo intentaba a la contra pero la defensa blanquinegra, muy atenta, era capaz de cortar su fútbol antes de acercarse con peligro a la portería defendida por César Sánchez. Corría el minuto 34, cuando David Villa vio una tarjeta amarilla de manera incomprensible. El delantero asturiano fue objeto de una posible pena máxima por parte de Odjidja, junto al agarrón de Antolín Alacaraz a Nikola Zigic dentro del área. Cerca del descanso, el rival comenzó a dar señales de vida, pero a un César espléndido no le inquietaban las infantiles llegadas del Brujas. Los valencianistas seguían con sus múltiples oportunidades pero no terminaban de matar el resultado. Se estaba dejando salir con vida al Brujas, al menos hasta la reanudación.

Segundo tiempo, con el viento de cara, el Valencia sometió a una continua encerrona a su rival. Stijnen, igual que en el partido de ida, volvió a ser el mejor de su equipo. Múltiples paradas que evitaron que los nuestros llevaran mayor renta en el luminoso. La calidad de los valencianistas se tenía que terminar imponiendo a la dureza del Brujas. César , de nuevo, solventó perfectamente las escasas llegadas de los belgas en un partido con tanto en juego. Mestalla estaba viviendo un auténtico final de infarto. En la última jugada antes de llegar a la prórroga, Villa no pudo enviar el balón al fondo de las mallas tras recibir un centro de Mata. Había que seguir luchando aunque el desgaste físico pesaba y las ideas escaseaban.

El Valencia CF seguía buscando el gol y llevaba el peso. Por fin el fútbol puso justicia en esta eliminatoria. Pablo consiguió abrir la lata y superar a Stijnen, llevando la locura a las gradas de la casa del valencianismo. En la jugada previa, Pablo no pudo superar al guardameta con un maravilloso disparo con rosca, pero en la siguiente ya no falló, no dio tregua pues ya tocaba. El castellonense puso el 2-0 con un potente disparo cruzado. En el segundo tiempo de la prórroga, Pablo nuevamente. Llegaba el gol de la tranquilidad, el interior valencianista  recibía un pase magistral de Joaquín para batir a Stjijnen. Tras el pitido final, la alegría explotó definitivamente. Mestalla era una fiesta. Una noche para el recuerdo.


FICHA TÉCNICA:
-
Valencia CF (3): César, Miguel, Marchena, Albelda, Dealbert, Pablo Hernández, Baraja (Alexis, min.46), Éver, Mata (Maduro, min.119), Zigic (Joaquín, min.58) y Villa.
- Club Brugge (0)
: Stijnen, Donk, Hoefkens, Alcaraz, Klukowski, Perisic, Geraerts, Odjidja, Lestienne (Dahmane, min.82), Kouemaha y Sonck (Akpala, min.91).
- Goles:
1-0 Mata (min.1), 2-0 Pablo (min.97), Pablo, 3-0 (min.117).
- Árbitro:
Claus Bo Larsen (Dinamarca). Amonestó a Villa y Baraja, del Valencia CF, y a Kouemaha, Odjidja y Klukowski del Brujas KV.
- Incidencias:
Partido correspondiente a la vuelta de los dieciseisavos de final de la UEFA Europa League. Mestalla (Valencia), lleno total.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres